Management Marketing

Marketing de contenido para músicos. La música solo es el comienzo

marketing contenido para musicos,

¿La industria musical está condenada? ¿La tecnología está matando a la industria y los artistas que tanto amamos? Marketing de contenido para músicos: aquí está la razón de por qué es el camino a seguir.

En esta publicación se explicará por qué los músicos/bandas deben considerar otra forma de monetizar lo que hacen. En vez de ver la música como el producto final, deben empezar a ver la música como “contenido de la parte superior del embudo” y monetizar la experiencia en vez del producto. ¿Qué quiero decir con esto?

Déjame explicar lo que significa y como puede ayudar el marketing de contenido. La verdad es que algo anda mal si consideras que no puedes hacer dinero con tu música en estos días. Es sólo que las razones por las que comprarla son diferentes. Nunca tuvimos tantos medios para conseguir música. Verdaderamente, la humanidad nunca ha escuchado más música que ahora. ¿Por qué no hay una manera de hacer dinero como un artista? 

 La industria musical falla en monetizar los “súper fans”

Un estudio conducido por MiDIA research  revela que los músicos fallan en monetizar los “súper fans”. Los súper fans son los que están dispuestos a  viajar miles de kilómetros a los conciertos y los que compran mucho merchandising. Para  algunos, es parte de una experiencia de concierto autentica.

De hecho, estos fans representan el 61% de las compras, de acuerdo al estudio realizado (música en vivo, merchandising, financiamiento directo). Y aun así:

“Estos fans quieren más de sus artistas favoritos: El 45% cree que la música es más que una canción, es también la historia del artista y un 18% pagaría por una aplicación interactiva sobre el artista. Se necesita una nueva generación de productos musicales, construidos alrededor de interactividad, multimedia y las subscripciones a los artistas.

En una industria que se ha revolucionado más que otros sectores, los consumidores han sido facultados fuertemente. Si no quieres comprar la música, no necesitas hacerlo. Hay muchos lugares en donde la puedes conseguir  gratis. La gente de la industria dice que ha habido un cambio “de propiedad a accesibilidad”. Esto no sólo se aplica a la industria musical.

Así que, en un mundo donde tu cliente potencial no necesita comprar algo para conseguirlo, ¿Cómo hacer dinero?

Marketing musical 2.0. Bienvenido al embudo de la música

 ¿El embudo de ventas es aplicable al negocio musical? ¿Qué significa para el marketing de la música?

Vamos afróntalo. Incluso si los clientes potenciales no recurren a descargar música ilegalmente, aún están encontrando maneras de pagar por ello: Youtube, Deezer, Spotify, Napster, Soundcloud etc. La música es la forma en que los grandes artistas son descubiertos. No es lo que vendes. Establecer una conexión con tus fans siempre ha sido la estrategia de marketing más sustentable para las bandas y músicos.

Aquellos que han establecido esta conexión tienen fans leales quienes puede que no paguen por tus discos, o si como artículo de merchandising, además también estan dispuestos a pagar por merchandising y contenido exclusivo.

Tengamos presentes asuntos como que los sellos discográficos majors tienen una fórmula para conseguir estrellas pop, pero es defectuosa  en el mejor de los casos. Incluso cuando funciona las probabilidades de que alguien haga dinero a largo plazo son muy bajos.

En los negocios del marketing se centran en crear y criar a los prospectos a través de un ciclo de compras  largo y muchas veces complejo que continua incluso luego de que una compra se haya realizado. La atención luego se centra en ventas cruzadas, ventas dirigidas, y convertir a ese consumidor en alguien que comparta su experiencia con otros prospectos (En otras palabras, el embudo de compra B2B)

La misma mentalidad se puede aplicar a la industria de la música.  Consigue fans potenciales a través de una focalización precisa en la parte superior del embudo, luego aliméntalos con buen contenido más allá de la música, y finalmente conviértelos en fans para toda la vida con una experiencia total. Con la tecnología disponible hoy en día, las plataformas, herramientas, canales y cantidades masivas de información accesible para los artistas y sus respectivos sellos, no hay excusas para no monetizar este nuevo modelo como una experiencia.

Hay una  gran oportunidad para los artistas y sellos para salir del modelo de la venta única o streaming digital y llegar a una relación más fructífera con sus fans. No necesitas convertirte en una superestrella para florecer, solo necesitas crear una base de fans sólida y continuar entregando una experiencia única para ellos y hacerlo lo más personas posible. Y un consejo, no confundas que puedas encontrar la manera de monetizar tu música con vivir de la música o con vivir de tu banda, ojo…

¿“establecer una conexión”? Bueno, ¿suena sencillo no? No solo es más difícil de lo que parece, sino tampoco es suficiente. Establecer una relación es bueno, alimentarla es mejor. Pero es más difícil. ¿Así que cómo cultivas las relaciones? Diseñando las experiencias.

 La música no es un producto: Es una experiencia de contenido

En la última década, el negocio del cine tuvo problemas al adaptarse a un nuevo entorno justamente como el negocio de la música, y aun lo hace. ¿Por qué? Porque falló en entender que los cines y teatros están realmente en el negocio de proveer experiencias.

Taylor Swift llegó a los titulares al decidir eliminar toda su música de Spotify, porque no hacía suficiente dinero de las personas que la escuchaban. Este tipo de argumento pueden perfectamente representar el fracaso en entender el valor moderno de la música en el mercado, puesto que ese movimiento demuestra que parte del modelo tradicional. La declaración que perfectamente ilustra esto es:

“Y Simplemente no estoy de acuerdo con perpetuar la percepción de que la música no tiene valor y debe ser gratis.” – Taylor Swift

No es cierto que los consumidores no valoren la música, es sólo que la gente tiene la opción de comprarla o no hoy en día. La única manera de hacer que paguen es crear relaciones y recompensarlos con experiencias significativas.

La mayoría de los músicos comercializan su música como un bien y fallan en entender que proveen una experiencia.

Como cualquier negocio en estos días, la digitalización ha trastornado lo que significa estar en el negocio de la música. Hay modelos de negocios innumerables disponibles a los músicos hoy en día, pero tristemente muy pocos de ellos los utilizan. Cuando ves a los artistas que realmente sacuden y trastornan el negocio como Amanda Palmer no es que no valoren lo que crean.

De hecho, lo valoran bastante,  pero la monetizan en un número de maneras experimentales.

Lo que lo digital ha hecho simultáneamente es que convertirse en “un poco famoso” sea más sencillo y más difícil ser una “estrella de último momento y duradera”. Los ciclos son simplemente más rápidos, así que las compañías discográficas no tienen tres años para desarrollar artistas como antes. En vez de eso, tienes que desarrollarlos en 12 meses – y luego rogar que duren más que eso. Cada artista en estos días debe tomar la responsabilidad de ser un emprendedor. Si esperan que la discográfica lo haga por ellos fracasaran.

Sigue leyendo:

 

Recibe nuestra Newsletter
Recibe en tu email todo sobre Promoción Musical
Suscríbete y llévate nuestro Welcome Pack con 5 ebooks imprescindibles para impulsar tu proyecto musical
Recibe en tu email todo sobre Promoción Musical
Suscríbete y llévate nuestro Welcome Pack con 5 ebooks imprescindibles para impulsar tu proyecto musical
¿Te gustó el artículo?
1 Estrella2 Estrellas3 Estrellas4 Estrellas5 Estrellas (1 Votos, Promedio: 5,00 de 5)
Loading...

Sobre el autor

PromocionMusical.es

Todo sobre promoción, autogestión y emprendimiento musical donde encontrarás artículos sobre marketing, social media, informes, infografías, propiedad intelectual, salud y mucho más.

Dejar un comentario